16 de julio de 2024

controlandoelejido.com

Tu Portal digital dominicano en new york

Joven mujer denuncia que se siente abandonada por su familiares en Simonico, Villa Duarte

En una situación desgarradora, una joven madre de nombre Yesenia Encarnación Cabrera, ha sido aparentemente abandonada por su familia, la cual no se interesa por su delicada situación de salud y de vida que lleva tras separarse de su esposo, Willy Matos Medina.

En tanto, Matos Medina ha denunciado ante los medios de comunicación, la situación expuesta, ya que la fémina en cuestión presenta serios problemas de salud mental, específicamente, un trastorno bipolar, y lleva más de un año abandonada, según denuncia desde marzo pasado el hombre.

Ha expresado que los parientes de Yesenia, incluyendo a su padre Justiniano Encarnación Montes de Oca alias “Macho” y sus hermanos Sori y Daniel Encarnación Cabrera, no contribuyen a su manutención ni la apoyan en su tratamiento médico.

Según él, Yesenia vive sola en Simonico Villa Duarte, y su situación es precaria, especialmente porque hace más de un año que no se medica adecuadamente.

“Ella tiene más de un año que no se medica, vive sola en Simonico Villa Duarte, si yo no voy a auxiliarla pasa mucha hambre y otras precariedades. Para ella recuperarse necesita de la colaboración de su familia”, dijo.

El periodista ha insistido en que él ha sido quien ha estado apoyando a Yesenia, pagando el alquiler de su casa y asegurando su manutención. Sin embargo, los familiares de Yesenia han alegado que es responsabilidad de su esposo actual cuidar de ella, y han rechazado tenerla en sus hogares.

Willy ha revelado los esfuerzos que ha hecho para ingresar a Yesenia en un hospital, pero ha enfrentado dificultades por falta de habitaciones disponibles.

Ha hecho un llamado público al director ejecutivo del Servicio Nacional de Salud (SNS) y al ministro de Salud Pública para que intervengan en el caso y proporcionen la ayuda necesaria.

El drama se intensifica con la revelación de que el hijo de Matos y Yesenia, de cuatro años y ocho meses de edad, ha sido diagnosticado recientemente con trastorno del espectro autista (TEA), lo que requiere atención y tratamiento continuo.

Matos ha lamentado la falta de interés y apoyo por parte de la familia de Yesenia hacia su hijo: “Tras poner la denuncia, esa gente ni siquiera me llamó para buscarle una solución a este problema. No sé cómo hay personas que viven con su conciencia tranquila teniendo un pariente en esa situación tan delicada”.

Ante la falta de respuesta de la familia de Yesenia, Willy ha anunciado su intención de resolver este problema legalmente, citando a todos los involucrados para que asuman sus responsabilidades hacia ella.

“Mi responsabilidad es con mi hijo, por él es que tengo que luchar para echarlo adelante. Yesenia tiene su familia, ellos tienen que hacerse cargo”, acotó el periodista Willy Matos.

La historia de Yesenia refleja un doloroso conflicto familiar y una llamada urgente a la solidaridad y la responsabilidad familiar en situaciones de crisis personal y médica.