16 de julio de 2024

controlandoelejido.com

Tu Portal digital dominicano en new york

Cronología de un asalto bancario que terminó en muertes y apresamientos

Poco más de una semana había transcurrido, luego de un asalto a una entidad bancaria en Santiago, cuando cuatro personas perpetraron un robo en una sucursal del Banco Popular, en el Distrito Nacional y que en solo una semana las autoridades lograron identificar a los responsables del hecho.

El equipo N Investiga realizó un trabajo de investigación que narra la cronología de cómo ocurrió este último asalto, desde su planificación, su ejecución, el inicio y desarrollo de las investigaciones, la entrega, el apresamiento y los intercambios de disparos de los acusados.

El asalto, que según un testigo que presenció el suceso y el cual se omitió su nombre, duró menos de dos minutos y fue planificado el 26 de mayo, Día de las Madres, sin embargo, cinco días después los involucrados rentaron una yipeta Kia Sorento Negra con la que se trasladarían a cometer el hecho.

Lo planeado se llevó a cabo el 3 de junio, iniciando cuando un joven vestido de negro con el rostro cubierto con un pasamontañas y un casco protector llega a bordo de una motocicleta, con una caja de color rojo con el logotipo de Pedidos Ya y se parquea detrás de las Junta Central Electoral (JCE).

Al dejar la motocicleta estacionada en el referido lugar, abordó la yipeta Kia Sorento, en la cual iba a bordo tres personas más.

El vocero de la Policía Nacional (PN), Diego Pesqueira, narró el recorrido de los malhechores antes de cometer el hecho y explicó: “hacen un recorrido luego de salir de allí y toman la 27 de febrero. Se devuelven en la Privada, hacen una parada en una estación de combustible donde por coincidencia también hay una institución bancaria, pero allí no sucede nada. Luego de unos segundos menos de un minuto, ellos parten de nuevo y doblan hasta llegar a donde perpetraron el hecho”.

¡Esto es un asalto! tres hombres vestidos de negro con ropa militar proceden a penetrar en el banco, uno de ellos con una barba postiza, portando un arma de fuego, el segundo con un pasamontañas y una gorra con otra arma, y el tercero portando en sus manos un artefacto similar a una bomba y una cuarta persona quedándose en el vehículo.

De acuerdo al testigo entrevistado, uno de los asaltantes gritó “el que no se quiera morir, que no haga ningún movimiento”, momento en el que confirma que realmente se trataba de un robo, ya que creía era un experimento social, por lo que procedió a dejar todo en el mostrador, “mi teléfono, mis documentos, el dinero que iba a depositar y me tiré al piso”.

Luego de encañonar al guardián, uno de los asaltantes pasa al área de caja mientras dos de sus acompañantes se quedan subyugando al seguridad.

Luego de romper una de las mamparas, se acerca a una de las cajeras, manifestándole que no se moviera o la mataba, tomó el zafacón ubicado debajo de su escritorio, el dinero efectivo de las cajas y lo echó en el zafacón. Luego se desplazó, diciendo “la bóveda, la bóveda” y al no tener respuesta por los empleados, dijo “es que nadie va a hablar”, momento en que le pegó el arma al costado al cajero Loive Saul Morales, provocándole trauma acompañado de ligero edema.

En ese momento la empleada le manifestó que el conduce del efectivo ya se lo habían llevado, preguntando el asaltante dónde se encontraba el conduce y en seguida  Morales le dice “mírelo ahí”, reaccionando el asaltante diciendo “Quieres que te mate?”.

El testigo asegura que el joven se mostraba desesperado, ya que en reiteradas ocasiones preguntaba que donde había más dinero, por lo que temía que le pegara un tiro a la cajera.

Cabe destacar que el monto del dinero sustraído por los atracadores fue de un millón 685 mil 723 pesos, ya que el camión de valores se había llevado el dinero, lo que se interpreta como que los involucrados llegaron tarde para cometer el delito.

Despojaron a clientes de sus pertenencias

Luego de haberse llevado el dinero de las cajas, los asaltantes despojaron de sus pertenencias a dos de los cinco clientes que se encontraban en el lugar.

A uno le quitaron su celular y un cheque por más de 59 mil pesos. A otro también le robaron su celular, su cartera con documentos y 8 mil pesos en efectivo que había dejado en el mostrador al momento que recibieron las instrucciones de tirarse al piso y no moverse.

El testigo del hecho aseguró que los hombres dijeron que habían activado una bomba, por lo que procedieron a salir todos del banco.

Luego del asalto

Minutos después los asaltantes huyeron del lugar a bordo de la yipeta Kía, Sorento color negro, y al llegar a la avenida Isabel Aguiar se desmontaron del vehículo dos de los asaltantes, uno quien portaba un bulto negro y quien posteriormente tomó un motoconcho y se marchó hacia su residencia, y otro quien portaba una mochila que presumiblemente contenía en su interior el dinero sustraído al banco.

Las autoridades se percatan del suceso a través del sistema de Atención a Emergencias 911 y los propios ejecutivos de esta institución bancaria, quienes dieron la alerta.

En ese sentido, Pesqueira confirmó que existe un protocolo que se implementa con estas instituciones: “Inmediatamente nuestros equipos élites y la Policía Científica, se presentaron al lugar para cumplir con lo que es acordonar el área y luego procesar la escena”.

Además, según el testigo, agentes del Departamento de DICRIM llevaron a las víctimas a un área para depurarlos y hacerles algunas preguntas.

Además de la barba falsa, las autoridades encontraron en la escena de los hechos, piezas de tairrab color blanco,  un traje impermeable color amarillo, una bandera haitiana y una bomba falsa.

Desarrollo de la investigación

El vocero de la Policía Nacional, Diego Pesqueira indicó que las investigaciones iniciaron acordonando la escena, determinando que el artefacto dejado por los asaltantes no representaba ningún peligro para los presentes, ya que era una fachada.

Pesqueira indicó que luego de los levantamientos de cámaras, pues se da un seguimiento a un vehículo con unas características que en ese momento no eran las que al final resultó ser, ya que el vehículo fue camuflado, explicando que los asaltantes transformaron un vehículo que es negro con plateado a un vehículo negro completo.

Continúa exponiendo que estos utilizaron una placa o chapa no existente con la letra P que se utilizan en los dealers para transportar de un lugar a otro, esa placa al ser depurada, pues no dio ningún tipo de registro ya que  no existía, “entonces, de ahí pues todo el seguimiento a través del sistema de videovigilancia ubica a dos de los ocupantes cuando se desmontan de este vehículo en los alrededores de la parte trasera de lo que es el Tribunal Constitucional y una casa de estudio privada que está en esa zona de ahí de la parte de Herrera”.

Identificación primer asaltante

Una de las dos personas que se desmontaron de la yipeta negra era Johan Eduardo Belliard, un motoconchista y prestamista, de 24 años, residente en el Hoyo de Herrera, junto a su esposa de 19 años y la hija de ambos, de 9 meses de edad.

Hermano de Heriberto Belliard Aybar, alias “Pichón”, miembro de la banda “Los Rabia” y abatido por la Policía en 2023. Así se expresó la madre de ambos en aquella ocasión, quien murió tiempo después.

El viernes 7 de junio a las 3:30 de la madrugada agentes policiales entraron a su casa y según Geronny Angélica De Jesús, esposa Johan Belliard, un policía le quitó de  encima a la bebé que este cargaba y se la “estralló” a su madre, dejándolas en la habitación y posteriormente dispararle al occiso en la sala de su hogar, donde al momento de esta investigación aún se veían marcas de sangre.

“Nos levantamos así como que qué pasaba? Y yo me quedo ahí. Él se levanta con la niña y abre la puerta… Ellos dijeron Míralo ahí…un policía se subió y dijo que él estaba armado y yo me le meto adelante para que no le vayan a tirar con la niña. Yo dije él no está armado, él tiene la niña cargada y me lo jalan y le quitan la niña y me la estrallan a la niña y me trancaron ahí y ahí mismo le dieron los dos tiros y se lo llevaron de una vez como que era delincuente”, sostiene Geronny.

Geronny desmiente que el joven no tenía antecedentes de atracos y asegura que no se trató de un intercambio de disparos, como estableció la Policía.

Otro de los identificados fue Eddy Emmanuel Segura Arias, de 26 años, otra de las personas que se desmontó de la yipeta negra en las afueras de la Junta tras cometer el hecho.

Una fuente reveló a N Investiga que el jueves 6 a las 9:10 de la noche, agentes policiales llegaron a la calle Clemente Guzmán en Manoguayabo, encañonan y apresan a unos cinco jóvenes de la zona, entre los que se encontraba Eddy Emmanuel Segura Arias.

A través de imágenes de cámaras de la zona a las que se tuvo acceso en exclusiva se capta el momento cuando eran llevados hacia una estación de gasolina del sector, los separaron e interrogaron individualmente. Posteriormente los llevaron al Palacio de la Policía y todos fueron liberados  el viernes 7 a las 12 de la noche,  con excepción de Segura Arias. Tres horas y media después es que los agentes acuden al Hoyo de Herrera en busca de Johan Belliard.

Sin embargo, el expediente no ofrece estos detalles, lo que establece es que  se intensificaron los levantamientos de las cámaras de comercios de Manoguayabo y del 911 llegando hasta la Guardería Altagracia ubicada en la calle Clemente Guzmán, Manoguayabo, y señalando Altagracia Germán Bonifacio, propietaria de la guardería,  que quien iba conduciendo era Eddy Emmanuel y que este residía en una casa ubicada en la misma calle, donde se hizo un allanamiento y donde se ocupó un bulto cuadrado color rojo con el logo de Pedidos Ya; un casco protector para motocicletas, tres pistolas, un  chaleco multiuso de color negro, para portar pistola, macana y cargadores.

En ese tenor, Pesqueira indicó que más de 25 personas fueron entrevistadas para lograr identificar a los responsables del hecho.

Al ser cuestionado por la identificación de los nombres de los involucrados, el vocero de la PN explicó: “ahí se pone de manifiesto la pericia de nuestros investigadores, porque nosotros podemos ver el video. Múltiples veces nosotros nos fijamos de la barba, nos fijamos de otros detalles, pero los investigadores ven determinada situación que a posteriori, pues resulta clave en el proceso investigativo. Y uno ve esto es un teléfono celular y su color en el proceso de investigación. Eh, esta persona son detenidas”.

Tercer y cuarto involucrado

El padre de Eddy Emmanuel Segura Arias, Lisandro Segura, dijo que la yipeta Kia Sorento color negro usada para cometer el hecho, estuvo estacionada frente de su vivienda en días pasados y que fue llevada por el primo de su hijo, Jorge Luís Estrella Arias.

Así dan con la identidad del tercer involucrado y señalado como autor intelectual, un actor de 36 años que llegó a participar en videos musicales, reality shows y desde hace tres años era modelo de OnlyFans. También era miembro de Procamp, una academia de entrenamiento civil, militar y policial para el manejo de armas de fuego.

De acuerdo al padre de Eddy Emmanuel Segura Arias, también llevó la yipeta, Richard Michel Estrella Arias, de 25 años, cuarto involucrado identificado como quien conducía el vehículo durante el asalto. Era el menor de los hermanos Estrella Arias y trabajaba junto a su padre, el camionero Alberto Estrella.

Richard Michel Estrella Arias fue acribillado por la Policía Nacional en una cabaña, durante un supuesto intercambio de disparos.

Según Pesqueira, “el intercambio de disparo se da luego, ya que tenemos el hilo conductor, pues se da seguimiento a esta persona y se ubica en esta cabaña de la 30 de mayo. Obviamente que nosotros no estamos en este momento autorizado a dar la forma como podemos llegar a él y ya en este lugar, pues él se resiste al arresto, es el informe que tenemos y allí pues se produce este lamentable desenlace”.

Al momento de abatir a Richard, este se encontraba con una joven de 22 años, quien se identificó como su novia y que hasta el momento se ha mantenido en una parte secreta de la investigación.

Quinto involucrado

Dos días después de haber cometido el hecho, Jorge Luis Estrella Arias le pidió a su novia que le acompañara a la Basílica de Higüey, de ahí fueron a Playa Dominicus.

La novia le pidió a Estrella regresar a la capital y durante el camino le confesó que estaba involucrado en el asalto al Banco Popular, por lo que luego se dirigió a una plaza de Punta Cana y es cuando su hermano Alberto Ezequiel Estrella Arias, quinto involucrado, señalado como quien rentó el vehículo usado en el asalto, fue por él.

Apresamiento de Jorge Luis Estrella Arias

Hasta la mañana del viernes, cuando la Policía Nacional da a conocer públicamente los nombres de los responsables, solo había una persona detenida y dos muertos, pues Jorge Luís Estrella Arias estaba prófugo y envió este video a un influencer de las redes sociales, a quien dijo que estaba en disposición de entregarse.

Fue apresado por las autoridades en una plaza de Punta Cana.  A su llegada al Palacio de la Policía Nacional cambió la versión dada en un inicio, de que su hermano menor, Richard Michel Estrella Arias no era responsable.

Al preguntarle al abogado de Jorge Luis, a que se debe el cambio de versión, Waldo Paulino indicó “Él sí me estableció de que había dicho ante los medios de comunicación en la explanada frontal de la Policía Nacional, que él se sentía acongojado con eso, porque él también recibió presión por parte de agentes de la Policía Nacional en el traslado desde Punta Cana hacia la Policía. Le dijeron lo que él tenía que decir”.

Cabe resaltar que Waldo Paulino niega que Jorge Luis era el cabecilla de  la banda, alegando que participó al ser amenazado por el hoy occiso Johan Eduardo Belliard.

Sin embargo, Pesqueira asegura que “las evidencias ya se han levantado y ya elementos que van a salir en el proceso. Las autoridades y los fiscales a cargo lo se indican a él por la pericia que él ha demostrado tener y por que se le ve que es el líder y eh las todas las pruebas. Recuérdense que hay otro primo que está detenido y que han sido entrevistadas personas que aunque no participaron en el hecho, lo indican a él como el autor, como la cabeza de ese grupo que si ustedes ven en las redes, ellos aparecen los cuatro en distintas fotos y demás”