19 de junio de 2024

controlandoelejido.com

Tu Portal digital dominicano en new york

La Iglesia como centro de proselitismo electoral en RD

A pocos días de realizarse las elecciones presidenciales y congresuales del próximo 19 de mayo, la Iglesia Católica se constituyó en lo que algunos llaman como “un centro de proselitismo”.

El secretario de la Pastoral de la Vida de la Iglesia Católica, Padre Manuel Ruíz, envió un documento a sacerdotes vía WhatsApp, con el título “candidatos a favor de la vida y los valores de la familia”.

De hecho, el padre Ruíz también convocó este sábado una actividad con esos aspirantes a una especie de mitin eucarístico. Una invitación que cita un encuentro de candidatos provida, defensores de la vida, familia y patria en la Basílica de Nuestra Señora de la Altagracia, en Higüey.

A propósito de esa publicación, el programa N Investiga lo denominó como “Los Papers de Manuel Ruíz”, donde se encuentran 50 candidatos a diputados y a senadores por el partido PRM32 del PLD, 26 de la Fuerza del Puebloseis del PRD, entre otros partidos.

La periodista Altagracia Salazar, el diputado Aníbal Díaz; la presidente de Opción Democrática, Minou Tavares Mirabal; el presidente del CODUE, Feliciano Lacen, y Virtudes de la Rosa, catedrática de la UASD participaron de un foro donde exponen sobre esta postura del padre Ruiz.

Para Minou Tavares Mirabal, quien fue miembro de la comisión revisora de la Constitución Dominicana del 2010 y quién para ese momento fue objeto de ataques todos los domingos por parte de la Iglesia contó que fue algo preocupante, pero aseguró que no les dio resultado dichos ataques.

“Todos los legisladores que votaron en contra de ese artículo 30, fueron reelegidos a pesar de que se pasaron casi 9 meses diciendo todos los domingos en las parroquias que no votaran por esos diputados, de esas circunscripciones”, contó.

La exdiputada dijo que ellos no pueden llamar a votar o no por candidatos, expresando que para ellos, “la moral es solo un tema, y que llaman a votar por legisladores que denominan providas, sin importar que sean corruptos, narcotraficantes o que cuenten con algún historial.

El diputado oficialista, Aníbal Díaz, quien figura en la lista la del padre Ruiz, expresó su apoyo.

“Mi mayor conquista con esto, es sentir que la Iglesia está haciendo justo aprecio de nuestra férrea convicción de defender los postulados que de manera coherente tenemos tanto la Iglesia como nosotros”, manifestó Díaz.

La periodista Altagracia Salazar es de opinión de que la Iglesia no ha bajado ninguna línea en ese sentido, haciendo énfasis en que el sacerdote Ruiz fue quien hizo unas recomendaciones, contrario a lo que fue la recomendación del arzobispo de Santo Domingo.

“Hay gente de dudosa reputación en el listado de Manuel Ruiz, lo que yo he cuestionado es que una persona que públicamente asumió la defensa de dos abusadores de menores, ahora esté dando recomendaciones de esta naturaleza”, fue la postura de Salazar.

Feliciano Lacen, presidente del CODUE, respaldo la lista, resaltando que el rol de los pastores es orientar a los electores para que puedan elegir a un mejor candidato.

“El plan no es tumbarles el pulso a los partidos políticos, sino de orientar, obviamente, si la comunidad de fe se uniera, tenemos la capacidad hasta de poner a un presidente, pero no todas se sujetan a este alineamiento”, explicó Lacen.

Mientras que Virtudes de la Rosa, directora del Instituto de Género y Familia de la UASD, aseguró que están tratando de intimidar a los legisladores para que no se pronuncien a favor de los derechos de las mujeres y a la población a través del miedo.

Estos papeles tienen varias opiniones encontradas, reacciones de parte de personalidades han salido a la luz y se espera que a solo una semana de las elecciones presidenciales y congresuales se continúen lucrando de estas recomendaciones.

El arzobispo Héctor Rafael Rodríguez, de la Arquidiócesis de Santiago, envió un audio el pasado jueves confirmando la existencia de esos papeles y afirmó que, es una investigación hecha por el padre Manuel Ruíz y otros sacerdotes.