26 de septiembre de 2021

controlandoelejido.com

Tu Portal digital dominicano en new york

La triste ensalada que sirvieron en la Met Gala pese a pagarse $30,000 por invitado

Si bien los atuendos que los invitados exhibieron en la Met Gala 2021 han asombrado a todos, también ha dado mucho de qué hablar el menú ofrecido durante el evento más prestigioso del año, en el que cada boleto costaba la suma de $30,000.

Rompiendo las reglas establecidas en la Costume Institute Gala -ya que no es permitido tomar fotos del banquete- la actriz Keke Palmer compartió a través de sus historias de Instagram una imagen de la ensalada ofrecida el lunes por la noche.

Mientras Palmer transmitía en vivo el evento para Vogue, mostró una imagen de un plato bastante pobre, que al parecer consistía en una pequeña porción de risotto, algunos tomates y trozos de maíz dulce, rodajas de pepino y hongos.

“Por eso no les muestran a todos la comida. Solo estoy jugando”, escribió la actriz de 28 años al mostrar el plato.

Al ver lo que se había servido a los invitados de la gala, muchos usuarios en redes sociales han reaccionado con decepción. “¿$30k por esto? Oh, me sentiría estafado”, dijo un usuario, mientras que otro dijo: “Veo por qué muchas celebridades acuden a un fast food o restaurantes después de un evento porque la comida se ve mal”.© Proporcionado por People en Espanol Instagram/@keke

El menú del Met Gala de este año fue completamente vegano, y estuvo a cargo de diez de los mejores chefs de Nueva York: Fariyal Abdullahi, Nasim AlikhaniEmma BengtssonLazarus LynchJunghyun ParkErik RamirezThomas RaquelSophia RoeSimone Tong y Fabian von Hauske.

Según The Daily Mail, antes de este plato los asistentes al evento disfrutaron de una ensalada fresca y un mousse de manzana como postre.

Además había sopa caliente de berza servida en pan de maíz con mantequilla de coco, arancini de porcini de arroz negro con salsa de calabaza y chile de Calabria, y tarta de sandía con soja ahumada de yuzu en una galleta panipuri.

La cena fue servida en platos pintados a mano de la colección Oiseau de Tory Burch, y estuvo regada con champán y vino.