3 de julio de 2022

controlandoelejido.com

Tu Portal digital dominicano en new york

ENCENDIDO DE VELAS POR JOVEN EN EL INDIO, VILLA RIVA

VILLA RIVA.- Familiares y amigos de la joven Filidelsa Rodríguez Salazar, realizaron la noche del jueves un encendido de velas, en la comunidad El Indio del municipio Villa Riva, por la ida a destiempo de la misma.

Entre las llamas de las velas y velones, llanto y canciones para despedir a un ser querido, decenas de personas se concentraron y recordaron a la joven de 22 años de edad, la cual fue atropellada la noche del jueves dos de junio, en el tramo carretero Nagua-San Francisco, próximo al Cruce del Abanico.

Fili, como se le conocía a la jovencita, fue embestida por un vehículo en marcha, mientras se desplazaba en una motocicleta, falleciendo la madrugada del día siguiente, tras no soportar los contusos golpes, traumas y heridas.

La joven, oriunda de Ceiba Gorda, quien pese a ser madre soltera, buscaba culminar el barchillerato y convertirse en profesional de idiomas, le arrebataron la vida en medio de una imprudencia de tránsito, según contaron sus familiares.

Filidelsa, hacía esfuerzos sobre humano para pasar la secundaria y desde ya tomaba clases virtuales del idioma inglés, uno de los que más les apasionaba, aseguró su hermana, quien también le gusta la carrera.

El miércoles fue la primera audiencia contra el señor José Daniel Rumardo Contreras, conductor del vehículo que embistió a Rodriguez Salazar, el cual penetró con un arma de fuego al Juzgado de Paz de Villa Riva, de acuerdo a la denuncia hecha por la señora Marilin Salazar, madre de la difunta.

El último novenario de Fili es el sábado 11, por lo que los familiares aprovecharon la ocasión para externar la invitación a los presentes y a su vez a la próxima audiencia que se celebrará el lunes 13, en el tribunal de Villa Riva.

Según las sanciones establecidas en el artículo 49, de la Ley 241 sobre Tránsito de Vehículos, por este accidente y las pruebas que muestran los parientes de Filidelsa, el ciudadano podría enfrentar de dos a cinco años de prisión, ademas de la suspensión por dos años o permanente de la licencia de conducir, y a su vez sin perjuicio de la aplicación de los artículos 295, 296, 297, 298, 299, 300, 302, 303 y 304 del Código Penal, cuando fuere de lugar.